¿Qué sucede en un eclipse solar?


En el eclipse de Sol la Luna bloquea la llegada de luz solar a la Tierra, lo que genera un cambio en campo electromagnético del planeta. Este cambio y el de la luz solar nos afectan físicamente: nuestra glándula pineal es la productora de melatonina -la hormona que regula nuestros patrones de sueño- y al ser fotosensible, se altera. También es magnetoreceptora, lo que quiere decir que transforma las ondas de los campos magnéticos en estímulos neuroquímicos.
Metafísicamente, es la glándula que representa al tercer ojo, ya que se supone que es la que nos ayuda a desarrollar la clarividencia, la percepción y facultades extra sensoriales. Se dice que es la que une el cuerpo con el alma. Cuando está activada y sana, podemos sanar enfermedades, liberarnos del estrés, potenciar nuestra creatividad, baja el estrés y nos sentimos más positivas y felices. Nos conectamos con la energía divina y expandimos nuestra conciencia.
También se ve afectada la glándula pituitaria, conocida como la "glándula maestra" del cuerpo, porque controla la actividad de la mayoría de otras glándulas secretoras de hormonas.

Esto quiere decir que perdemos vitalidad y por eso nos encontramos más cansadas, se alteran nuestro descanso y nuestro humor. Los lugares desde donde el eclipse es visible son siempre los más afectados, y esta vez nos toca a nosotros formar parte del sector elegido.
Como bajo ese evento estamos sintiendo los cambios, podemos aprovecharlo para hacer una limpieza interna, tratar de eliminar patrones que nos hacen mal -como los vicios- y cambiar nuestro chip mental o expandir nuestra visión del mundo.

Todo comienza con el amor propio, con entender que somos co-creadoras de nuestra propia vida y que merecemos lo mejor. Cada cambio, cada suceso que los eclipses traen, es lo mejor que podría suceder en ese momento. Aún cuando creemos que no merecemos "estar sufriendo/pasando por X situación", se hace necesario entender que creamos todo lo que vivimos y que cuando una situación que no depende de nosotros se acaba, es porque ya dió todo lo que tenía para dar en nuestras vidas. Soltar nos permite re-enfocar nuestra energía.

El Universo siempre nos ofrece todo, está en nosotras aceptar sus regalos y hacer lugar para recibirlos, entender que lo que mantenemos caprichosamente a la fuerza nos quita mucha energía que podríamos utilizar disfrutando aquello que nos quiere regalar. Todo siempre es para bien, aunque en el momento estemos ciegas y negadas a ver que otra realidad es posible, que atravesar el dolor de las pérdidas o los cambios inesperados es el camino hacia una nueva vida.

Sentir que merecemos todo lo mejor es la base para poder crear y recibir todas las maravillas que deseamos. Crear una vida consciente depende única y exclusivamente de nosotras. La visión pesimista o de víctima, en la que culpamos a los demás de lo que vivimos, solamente nos mantendrá sintiéndonos miserables, creyendo que la felicidad es un momento efímero, cuando en realidad está en nuestras manos crear una vida feliz, esa en la que aceptamos que todo lo calificado como "bueno-malo" es lo que debe suceder para evolucionar. Nadie más que vos siente tus ansias de cambio, tu hambre de experiencias, tus ganas de crecer y de salir de la comodidad cuando ya se torna incómoda.

Que este eclipse te ayude a estar más clara y decidida para ir hacia adelante, con toda esa fuerza y ambición que tienen las personas empoderadas, que creen en sí mismas.


Comentarios

Entradas populares

Suscribite a mis correos para recibir info actualizada, promociones ¡y regalos exclusivos!

* obligatorio
/ ( dd / mm )