Luna llena en Virgo.


La Luna llena en Virgo se da el primero de marzo a la noche (exactamente a las 21:51 hora Uruguay/Argentina) en el grado11 de Virgo.
Estará rodeada de aspectos de sanación y transformación, y como hay muchos planetas en Piscis en grados matemáticos importantes, puede sacar a la luz tanto la alta como la baja energía de ambos signos (Virgo y Piscis)

-La Luna estará en trígono a Saturno en Capricornio y en sextil a Sol y Neptuno en Piscis, lo que representa la manifestación de un deseo que vibra alto en nuestra alma.

-Stellium en Piscis con el Sol en conjunción a Neptuno y otra conjunción entre Mercurio, Venus y Quirón, lo que nos lleva a reconocer y ver, gracias al Sol iluminando a la Luna, qué es lo que estuvimos creando en nuestra realidad, y observar si teníamos patrones que ya estábamos repitiendo y tal vez usando para victimizarnos por el miedo a tomar acción. Es momento de ver en la realidad si hicimos el trabajo o no. Salen a la luz defectos, errores que debemos aprender a no repetir, por más pequeños que sean, porque Virgo es el signo de los detalles.
El Sol con Neptuno nos ayudan a contactar con nuestra esencia, a ver más allá de las apariencias porque el ego no habla tan alto.
Quirón activo nos ayuda a comprender patrones que llevan mucho tiempo con nosotros y ya es momento de liberar, queremos aligerar la carga.
Piscis es el amor incondicional, así que reconocer el amor que llevamos dentro es un buen trabajo para esta Luna llena.

-Venus en Piscis en trígono a Júpiter en Escorpio: vamos con todo por esa transformación. Algo ha llegado a su final y lo vemos con claridad, ya no duele tanto como antes la idea de despedirnos de algo. Vemos por dónde tenemos que seguir, cuál es el proceso que deberemos llevar a cabo. Tal vez lo que haya que sanar esté en el cuerpo físico, y de ser así, ponemos todo de nosotros para entender la situación que causó la enfermedad, tratarla y dejarla ir. Agradezcamos el aprendizaje y las lecciones que nos traen los dolores o enfermedades, así es como mejor las superamos (y obviamente con los tratamientos médicos correspondientes). Júpiter está a punto de retrogradar, así que podemos llevarnos este proceso de aquí hasta el 10 de Julio para hacerlo tranquilas y sanar de raíz.

-Nodo Norte en Leo en quincuncio al Sol y Neptuno en Piscis: entendemos que el Universo tiene un plan mayor y que lo que queremos “caprichosamente” ya no tiene lugar. Tenemos que mirar hacia adentro para conectar con lo que desea nuestra alma.

-Marte en Sagitario en trígono al Nodo Norte y en cuadratura (tensión) a Mercurio, Venus y Quirón en Piscis: para tomar acción o iniciar eso que deseamos desde el alma, hay que dejar de darle atención a aquello que nos quita la energía y entender que siguiendo nuestros deseos es como recuperaremos nuestra vitalidad y sanaremos. Enfoquémonos en las pequeñas cosas de nuestra vida que nos hacen felices y no busquemos problemas en situaciones que podemos evitar, con gente que no merece nuestra atención y únicamente nos quita o baja la energía.

-Urano y Júpiter en quincuncio: para conectar con lo que queremos dejar ir y sanar, tenemos que dejar de pensar y sentir.

-Plutón en Capricornio en sextil a Mercurio, Venus y Quirón: nos tomamos en serio esto de sanar, hacemos el trabajo. Dejamos de idealizar, queremos ir a lo concreto, a lo real, y sabemos que tenemos el poder de lograrlo.

Virgo habla de cuidar el cuerpo, de alimentarnos como lo necesitamos y no seguir rutinas o dietas ajenas, que no encajan con nuestro estilo de vida y cuerpo. Es un signo que, en su alta vibración, es servicial, práctico, trabajador, organizado y detallista. Son muy buenos en trabajos de manualidades y de precisión, organizan muy bien rutinas y la alimentación semanal, por ejemplo.
En su baja vibración, puede pecar de exceso de crítica, perfeccionismo, se victimiza cuando ofrece algo y no obtiene nada de vuelta, quiere pertenecer porque no se pertenece a sí mismo. Es un signo que puede sufrir de complejo de inferioridad y por eso la crítica hacia los demás lo hace sentir mejor, porque no es autocrítico. Esta es la parte que debemos evitar manifestar con la Luna llena, ya que al exaltar nuestras emociones nos hace exagerar nuestra actual vibración. De modo que si estás vibrando alto, se multiplicará tu buena vibración; pero si estás dudando, buscando certezas fuera en lugar de buscarlas dentro, esperando algún tipo de aprobación, esto se incrementará.
(No estoy hablando bien ni mal de las personas Virgo, sencillamente hago hincapié en ambas manifestaciones de la misma energía para que la comprendan y elijan hacia donde ir.)

¡Muy feliz Luna llena del cuidado propio!


Comentarios

  1. Me encanta la claridad con la que explicás cada aspecto. Te sigo Ale. Gracias por compartir todo lo que sabés.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Gabi! El conocimiento es libre así que hay que difundirlo. Gracias por seguirme también. :) Abrazo grande.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares

Suscribite a mis correos para recibir info actualizada, promociones ¡y regalos exclusivos!

* obligatorio
/ ( dd / mm )